Lo mejor, lo peor y lo insólito de la alfombra roja en los American Music Awards

E! Fashion Blogger | Hace 4 años

 

Jason Merritt/Getty Images




La alfombra roja de los American Music Awards tiene mucha tela que cortar, otro tanto que poner y mucha más para admirar.






Los maestros de la alfombra



ABC/TODD WAWRYCHUK




Gwen Stefani es reina cuando se trata de darle al glamour un estilo divertido. Ella introduce influencias de distintos géneros tanto en su música como en su modo de vestir. Y, en esta ocasión, mi querida Gwen era una muestra de chic-rock: Un divino blazer  con brocados de Balmain cubría un bra de la misma firma. ¡Magnífico! y, por si quedaban dudas de su excelente figura, esta diva complementó su look con leggins de cuero que abrazaban sus curvas.

El toque final lo aportó la cruz con perlas y diamantes de Neil Lane que llevó en su cuello. No hay un solo elemento fuera de lugar, sin duda, Gwen Stefani sabe como rockear el Red Carpet.



Jason Merritt/Getty Images




Carrie Underwood fue toda una sirena brillante en morado. Su encantador vestido de Abed Mahfouz no tuvo falla alguna. ¡Me encantó ver un color que ampliara la gama que ha marcado esta temporada!

El juego entre este vistoso tono y su dorada piel, le dio un estilo californiano y relajado, que adquiría glam entre el brillo de la pedrería y su corte estilizado y chic. Pero como un estupendo vestido no era suficiente para Carrie, añadió el punto más dulce con unos increíbles Giuseppe Zanotti en dorado y un clutch, del mismo tono. Nada más que pedir. ¡Espléndida!



ABC/RICHARD HARBAUGH




Aunque no comulgo del todo con el nuevo estilo de Justin Bieber, tengo que ceder frente a su accesorio perfecto: su mamá -que, por cierto, hizo gala de una magnífica figura en un tono vino-. ¡Tiernísimos los dos!





Errores de pies a cabeza



ABC/RICHARD HARBAUGH




Yo sé que últimamente no me he cansado de apoyar los trajes a cuadros, pero hay que saber discernir entre lo que es apropiado para una determinada ocasión y lo que no. 50 Cent combino -o mejor dicho, descombinó- un brillante y elegante traje con una camisa, que bien podría servir como mantel. Está bien jugar con estampados, ¡pero hay que tener mucho cuidado con las mezclas!



ABC/RICHARD HARBAUGH




Jordin Sparks  tiene una nueva figura y todos sabemos que adora mostrarla. Yo la felicito por sus nuevos atrevimientos, pero creo que esta pieza Etro Fall 2012 ya llegó demasiado lejos. Las líneas que separan una incomprensible transparencia del clásico estampado paisley, no la favorecieron en lo absoluto. Y, para volver a la malla que ensamblaba el resto del vestido, ¿por qué dañar este hermoso estampado con un material así? Una cosa es el juego de transparencias, pero esto parece una mala combinación del burlesque con la elegancia desafiante de Etro.  

Que esto nos sirva de lección para entender la delgada línea entre lo atrevido y lo trashy.



ABC/RICHARD HARBAUGH




Con respecto a los Backstreet Boys... es mejor decir que las boy bands pertenecen a los 90, y ahí es donde se deberían quedar.

Para seguir informado acerca de los aciertos y errores de las estrellas en la alfombra roja, sígueme, soy @MicaelaDelPrado