Lady Gaga a lo Marilyn, Usher con un muslo al aire, Ashton ovacionado y Bono a puro rock en el concierto de la fundación de Bill Clinton

E! News | Hace 5 años

 
Dimitrios Kambouris/Getty Images; Courtesy of Dimitrios Kambouris/WireImage.com; Stephen Lovekin/Getty Images; NBC Universal Photo
El Hollywood Bowl de Los Ángeles se vistió de noche este fin de semana para un evento social y político relevante: la celebración del décimo aniversario de la Fundación Bill Clinton, que contó con la actuación de artistas de renombre. Lady Gaga, Usher, Ashton Kutcher, Kenny Chesney, Stevie Wonder , Juanes y Bono & The Edge, lograron captar la atención de todos los presentes con sus particulares estilos. La diva del pop no iba perder su oportunidad para convertirse en noticia. Con motivo al cumpleaños del ex presidente estadounidense (celebró sus 65 años el 10 de agosto), la vocalista destelló en el escenario con una peluca rubia platinada y labios extremadamente rojos. Así, imitó la legendaria ocasión en la que en 1962, Marilyn Monroe le cantó el feliz cumpleaños a John F. Kennedy. "Bill, estoy teniendo mi primer momento Marilyn Monroe. Siempre quise tener uno", confesó entre risas Lady Gaga, quien luego reversionaría Bad Romance. En homenaje a Clinton la canción se llamó Bill Romance. “Me puse nervioso cuando dijo que estaba planeando tener un momento Marylin. Pensé: ¡Dios mío! Tengo aquí a Lady Gaga y voy a sufrir un ataque cardíaco celebrando mi cumpleaños”, afirmó él en relación a los problemas coronarios que lo afectaron en 2004 y 2005. Ashton Kutcher subió al escenario para presentar a Usher, y su presencia de inmediato produjo una de las mayores ovaciones de la noche. Aunque no habló de sus problemas maritales, agradeció como portavoz de DNA, fundación que lidera junto a Demi Moore, la ayuda y el apoyo que brinda la entidad de Clinton. Así, una vez que el protagonista de Two and a Half Men era despedido mediante interminables aplausos, el cantante de R&B preparaba una performance para el recuerdo. Entre temas tales como Yeah! y OMG, Usher sufrió un inconveniente que no pasó desapercibido... ¡El pantalón se le rasgó y su nalga izquierda quedó al descubierto! Fiel a su instinto profesional, siguió adelante sin inmutarse y manteniendo los movimientos sensuales que lo caracterizan. Para finalizar la emotiva y extraña velada, Bono y The Edge sacudieron al público presente con sus éxitos. Desire, One, Still Haven't Found What I'm Looking For, sonaron a puro volumen. Y el público se fue contento: vivió una noche donde las emociones fueron variadas y sobre todo, muy diversas...