¡Todos contra Britney Spears!

E! News | Hace 5 años

 

Dave Kotinsky/Getty Images



El impacto que tuvo Britney Spears cuando apareció en la escena musical fue tan fuerte que algunos se niegan a dejarlo ir.

Su debacle personal en 2007, cuando cada noticia acerca de ella era por alguna polémica (divorcios, tenencia de sus hijos, físico, look y hasta cuando se rapó la cabeza), todavía está muy reciente. Muchos sectores de la prensa se acostumbraron a esa imagen, pero después de luchar contra sus propios demonios, quien fuera la Princesa del Pop ha vuelto, aunque a algunos no les gusto cómo.

Tras girar el año pasado por todo el mundo, y más recientemente firmar un contrato por 15 millones anuales para ser jurado en The X Factor, sus fans están más contentos que nunca. No obstante, algunas publicaciones han atacado duramente su aspecto y su decisión.

¿Qué dicen?






El New York Daily News publicó unas fotos en las que hicieron zoom in sobre sus manos y detectaron que la cantante continúa mordiéndose las uñas hasta el punto de lastimarse. En 2007, Britney había contado en una entrevista que su deseo de fin de año era poder lograr superar esa molesta costumbre.

Durante la presentación como nueva jurado junto a Demi Lovato y Simon Cowell, algunos blogs de moda criticaron su vestido violeta diciendo que parecía un mantel y que hacía que sus piernas parecieran gordas. Tampoco su calzado pudo superar el ojo biónico de algunos especialistas. Para ellos, los tacones altos atados a la altura de los tobillos la hacían lucir más corta de piernas de lo que realmente es.

Por suerte para Spears, sus fans se mantienen incondicionales ante ella. Un lector del popular Huffington Post comentó: "¿Qué son todos estos comentarios sobre la grasa? Sinceramente me gustaría ver qué aspecto tienen ustedes o sus mujeres...". Más importante aún, apeló al sentido común y recordó que Britney ya no es una joven promesa de la música de 17 años sino que es una mujer de 30 que tiene dos hijos.

Pero no solo su aspecto fue criticado. También el hecho de unirse al programa cazatalentos. Algunos medios opinaron que sentarse en la misma mesa que Demi Lovato rebajaba su status de diva del pop mundial, aunque su salario fuese mucho más alto que la de la joven intérprete.

Lejos está de tener su mejor figura, es cierto, ¿pero no te parecen excesivas algunas críticas?