6 razones por las que deberías hacerte (¡al menos una vez!) un facial profesional

thetrend | Hace 3 años

 
facial

Courtesy by google








Ya todas sabemos que cuidar la piel es tan importante como cepillarse los dientes, por lo que no dudamos que tengas en tu baño todo un despliegue de limpiadores, exfoliantes y cremas humectantes para la cara.  Y aunque todo esto está muy bien, no significa que te saltes la parte de verte con un profesional. Y es que así no sufras de acné o alguna otra condición severa, tu tez se beneficiará igual si es atendida por una experta en el área.

La dermatóloga experta de Nueva York, Regine Berthelot, le contó a Teen Vogue que los faciales te permiten entender como tu piel trabaja y reacciona ante el stress y las hormonas. "La gente con problemas cutáneos debería hacerle un facial por lo menos una vez al mes. Y si consideras que tu piel es bastante sana, igual es recomendable uno en cada cambio de estación para mantener el cutis balanceado".

The Trend / El tratamiento por el que las celebridades pagan cualquier precio (¡y no es quirúrgico!) 

Además de estos motivos, te mostramos otras razones por las que debes hacerte un facial profesional:

1. Los faciales pueden limpiar tus poros, de verdad:  Esto quiere decir que la manera en que tu piel es tratada en un centro dermatológico profesional, es algo que no conseguirás con tus cremas limpiadoras en casa.  Para ponerte un ejemplo, es como ir al dentista: tu puedes hacer la tarea de cepillar tus dientes todos los días, pero cada cierto tiempo tienes que visitar a tu dentista para una limpieza más profunda.  Los expertos en faciales normalmente usan un vapor suave y seguro para que se realmente se abran tus poros y puedan respirar.  Es una limpieza que no puedes probar en casa.

2. Si hay algo raro en tu piel, te enterarás por qué:  Tu piel va cambiando conforme a tu edad, al clima, y hasta las hormonas, por eso es una buena idea que un experto te ayude a canalizar todos esos cambios; a identificar en qué condiciones está tu piel, y educarte sobre como tratarlo".  Si tienes una piel increíble ahora, lamentamos decirtelo pero... ¡no durará así para siempre!  Si no te tratas a tiempo puedes tener daños irreparables en la piel a largo plazo.

3. Estás sacando tus granos de una forma incorrecta: Aunque nadie lo dice, todas lo hacemos, pero cada vez que te aprietas un granito, estás propensa a quedar con marcas en la piel y cicatrices de acné.  Si dejas este trabajo a unos profesionales, la piel quedará como nueva, y preveerá el daño que podrías estar haciéndole a tu piel en casa.  Y seguramente te gustará tanto que dejarás de hacerlo tu misma y harás una cita todos los meses para que te atiendan con este problema.



Facial, Face Mask, Dazzling Details








4. Es mejor que ir a una tienda de belleza: Con esto queremos decir que la forma en que las promotoras te colocan bajo una luz fluorescente para ver tus imperfecciones no es la manera correcta de comprar una crema para la piel (¡además nos hace sentir horrorosas!).  Lo mejor es que una dermatóloga te haga recomendaciones de acuerdo a tu tipo de piel y puedas hablarle de tus preocupaciones y dudas.

5. Hay algunas cosas que simplemente no puedes hacer tu misma:  "Nunca tendrás en casa los productos que te darán un efecto tan profesional como el de los mismos expertos.  Un dermatólogo usa por lo general luces especiales para la terapia (por ejemplo luces de LED rojas y azules para erradicar las bacterias que causan la inflamación cuando hay erupción en la piel), y que además estabilizan la producción de aceite, y reducen el tamaño de los poros.  A menos que adquieras un título y tengas el dinero para invertir en este tipo de máquinas, ¡es imposible tener estos equipos!

The Trend / Conoce el centro de belleza al que Jennifer Aniston confía su cuerpo y rostro

6. Es una experiencia maravillosa:  Los faciales profesionales son mucho más relajantes que los hechos por ti misma; estos médicos usan una mezcla de toallas calientes + masajes, que es inigualable, además te hacen sentir super consentida.

Si crees que los centros estéticos son muy caros, revisa en páginas que se especializan en buscar descuentos en tratamientos, estamos seguros que encontrarás alguna oferta para obtener un facial a mitad de precio, o puedes acercarte a un spa cercano a tu casa y preguntar por alguna promoción.  ¡Es solo cuestión de intentarlo! date este gusto por un día y verás como tu piel brilla con luz propia.