El papá de Justin Bieber le regaló una réplica exacta de la moto de Batman

E! News | Hace 4 años

 

Hewitt/Splash News



Después de todo... No fue el peor cumpleaños de su vida.






Jeremy Bieber siempre ha mostrado que es bastante generoso a la hora de hacer regalos a su hijo, entre los que destacan una uniforme de su equipo de hockey favorito así como varios de los tatuajes que luce el joven cantante.

En esta ocasión, y con motivo del 19 cumpleaños que celebró Justin Bieber el pasado 1 de marzo, su progenitor se decantó por una motocicleta como regalo ideal para su hijo, pero no cualquiera...  Jeremy compró una réplica de la que usó el actor Christian Bale en la última trilogía de Batman. Y para que todo el mundo pudiera admirar el sofisticado obsequio con el que deleitó a Justin, su padre publicó un vídeo en YouTube a través del cual explica todos los detalles de la que ya llaman la 'Bieber Bat Bike', en referencia al propio caballero oscuro.

Puede que esta vez Jeremy haya acertado más que nunca con su regalo para la estrella del pop, que además podría servir para aliviar a su hijo después de que este asegurara haber vivido el "peor cumpleaños" de su vida.

El ídolo canadiense, que se encuentra actualmente en Londres con motivo de su gira mundial, había contratado a la famosa compañía Cirque du Soir para una actuación privada en la fiesta que celebró el pasado viernes. Pese a su entusiasmo inicial ante el evento circense, Justin abandonó la representación a los cinco minutos y desapareció completamente de la escena.

Y mientras los invitados a la celebración se preguntaban dónde estaría la estrella, el joven prefirió acudir a una discoteca acompañado de otros amigos. Fue entonces cuando comenzaron los problemas ya que a dos de sus acompañantes, Jaden Smith -el hijo de 14 años del actor Will Smith-- y la que se rumorea es la nueva pareja de Justin -Ella Paige Roberts Clarke, de 17 años-- se les negó la entrada al ser menores de edad.

"Como todas las discotecas de Londres, tenemos una política estricta sobre la edad mínima permitida. Como varios de los miembros de su fiesta [la de Justin]eran menores de 18 años, el equipo de seguridad les explicó las normas del establecimiento y le negó la entrada a todo el que no pudo demostrar que era mayor de edad. Lo sentimos mucho y comprendemos que es el cumpleaños de Justin pero tenemos las manos atadas por las autoridades locales y tenemos ciertas reglas que cumplir. Desde luego, no fue nuestra intención hacerle pasar el 'el peor cumpleaños'. Él es un amigo de la casa y siempre ha sido recibido con los brazos abiertos aquí", declaró un portavoz del recinto donde se originó la polémica.