17 datos curiosos acerca de Thor: Un mundo oscuro

Cine by Dos Equis, E! News, Imperdible, | Hace 3 años

 
Thor Dark World Poster

MARVEL








Mientras el mundo debate si Ben Affleck será o no será un buen Batman (nosotros pensamos que sí), un héroe vengador se prepara para irrumpir en las salas de cine del mundo entero... Se trata de Thor, quien llegará con su martillo con Thor: Un mundo oscuro, la segunda entrega de su exitosa saga.

Protagonizada por Chris Hemsworth, Natalie Portman, Tom Hiddleston, Stellan Skarsgård, Idris Elba, Rene Russo y Anthony Hopkins, el rocoso súper héroe seguirá sus aventuras mientras lucha por salvar la Tierra y la totalidad de los Nueve Reinos de un oscuro enemigo más antiguo que el universo mismo.

Y mientras esperamos su gran estreno el próximo mes de noviembre, te presentamos 17 datos curiosos de esta esperada película...

-En Thor: Un mundo oscuro se presentan más detalles de los Nueve Reinos, que ofrecen una mejor comprensión de la historia y la complejidad del universo de Thor. Los Nueve Reinos fueron tomados de la mitología nórdica y se refieren a los nueve mundos de Yggdrasil, un inmenso fresno, central en la cosmología nórdica. Asgard se representa en la parte superior, y la Tierra, conocida como Midgard, está ubicada en el medio. En el Thor original, Yggdrasil se estableció como una estructura cósmica formada por una serie de agujeros de gusano entrelazados, que vinculan y agrupan los Nueve Reinos.

-Las calles (Medina) del set de Asgard es el plató más grande jamás construido para una película de Marvel. Uno puede caminar por las calles de Asgard y ver las tiendas, los bares y el campo de entrenamiento.

-Un equipo de filmación aéreo voló hasta la cascada Dettifoss, en Islandia (la más poderosa de Europa), para filmar las aguas de la catarata desde todos los ángulos, de modo tal que las cascadas que rodean Asgard pudieran ser mostradas de una forma realista por las computadoras que replican el mundo.

-El rodaje en Islandia involucró remotas locaciones, donde el equipo debió conducir durante horas desde el aeropuerto hasta llegar a sus hoteles. Luego, llegar hasta los campos de ceniza volcánica que hizo las veces del Mundo Oscuro, les tomó dos horas más. 

-Una mirada en detalle a la decoración del plató del apartamento londinense de Jane Foster revelaría una partitura en el piano que dice: "Thor: El dios del trueno".

-Las fotos de la joven Jane Foster en el plató de su apartamento fueron cortesía de la madre de Natalie Portman, quien conserva una carpeta llena de retratos de Natalie en sus diferentes edades para ocasiones como ésta.

-Hubo cerca de 30 martillos para Thor, de varios pesos según sus diferentes usos. El martillo maestro está hecho de aluminio, pero éste se replicó en distintos materiales y hasta se construyó una versión "suave". De las 30 versiones, cinco fueron las más utilizadas e incluyeron al "martillo iluminado", que emite luz con cada trueno.

-El diseño de Mjolnir, el martillo de Thor, fue modificado de la versión que Thor llevó en Los Vengadores, de Marvel. El nuevo martillo tiene un mayor sentido de la historia y luce más antiguo, mientras que su empuñadura está más alineada con la del martillo que se utilizó en el film Thor.

-La inscripción en el martillo de Thor, escrita en runas nórdicas, se traduce como "Todo aquel que tenga este martillo, si es digno, poseerá el poder de Thor".

-El jefe de utilería, Barry Gibbs, y su equipo de 18 técnicos diseñaron/produjeron 140 armas en 10 semanas. Luego hicieron cuatro ejemplares de cada una, hasta completar un total de 516 armas para que los Marauders emplearan en las escenas de batalla. Esto fue antes de que comenzaran a trabajar en las armas principales para Thor, Odin, Volstagg, Heimdall, Sif, etc.

-Thor y Odin tienen un único vestuario cada uno, pero Thor necesitó 15 conjuntos de su traje ya que tiene muchas escenas de acción y de riesgo en el film. Odin tuvo cerca de seis versiones del suyo.

-David White, el diseñador de los Elfos Oscuros y de los efectos prostéticos de Thor: Un mundo oscuro, diseñó y creó 40 trajes para los Elfos, empleando 100 técnicos durante un periodo de tres meses y medio. Este particular aspecto derivó de distintos elementos étnicos y tribales.

-Los dobles y extras que interpretan a los Elfos Oscuros debieron pasar por un período de entrenamiento en el que practicaron erguirse orgullosamente, ya que los Elfos fueron concebidos para ser un pueblo noble. David White, diseñador de las prótesis, contribuyó también diseñando el casco, de manera que la línea de los ojos estuviera un poco hacia abajo, lo que obliga a los actores a inclinar la cabeza ligeramente hacia arriba y hacia atrás. Esto les concedió una apariencia orgullosa y fuerte.

-Tanto Christopher Eccleston como Adewale Akinnuoye-Agbaje, quienes interpretan a los Elfos Oscuros Malekith y Algrim respectivamente, debieron memorizar sus diálogos escritos en un lenguaje élfico, creado específicamente para la película.

-El film, rodado entre octubre y diciembre de 2012 en los estudios Shepperton, en Inglaterra, contó también con locaciones clave en Londres -Greenwich, Wembley, la Catedral de San Pablo, el Borough Market y Hayes–, el castillo Bourne Wood en Surrey y Stonehenge, en Wiltshire. Para lograr la apariencia del mundo de los Elfos, Svartalfheim, los realizadores escogieron Islandia, por sus negros paisajes volcánicos. 

-Antes de enviar helicópteros a filmar desde las alturas el histórico Greenwich, en Inglaterra, en una tranquila mañana de domingo, los equipos de realizadores arrojaron 4000 cartas en la zona: 2000 de un lado del río y 2000 del otro, explicando a los vecinos de la zona lo que estaba a punto de suceder.

-Filmar en el famoso sitio histórico de Stonehenge resultó ser un desafío. Después de obtener el permiso por parte del departamento de Patrimonio Inglés, los realizadores descubrieron que había una gran cantidad de normas y reglamentos relacionados con las filmaciones en dicho lugar. Por ejemplo, sólo podían estar entre las piedras fuera de los horarios normales de visita. De esta forma, el rodaje sólo podía realizarse temprano por la mañana, antes de la apertura del lugar al público, una franja horaria que sólo les permitía filmar cerca de tres horas antes de retirarse para realizar tomas más amplias, cuando el sitio ya estuviese abierto a los visitantes. Al ser un sitio protegido, nadie podía tocar las piedras o caminar sobre éstas. Por todos estos motivos, una gran cantidad de cuestiones y cuidados logísticos debieron aplicarse allí durante el rodaje.