Merecido homenaje a Damián Alcázar en Morelia

E! News | Hace 5 años

 
EFE
Que si lo homenajean, lo hacen sentir viejo; que si no lo reconocen, quizás no se acuerden de él. Total que para Damián Alcázar lo que vale es que no lo olviden y lo continúen contemplando para hacer películas, ya sean directores jóvenes, en sus medias tintas o ya consagrados. El actor de Dos Crímenes, Un Mundo Maravilloso y El Infierno, fue reconocido por su trayectoría en el séptimo arte en el marco del Festival Internacional de Cine de Morelia, en donde recibió una escultura de parte del vicepresidente de esta reunión fílmica, Cuautémoc Cárdenas Batel. "Me estoy sintiendo más viejo de lo que soy, agradezco el reconcomiento, pero no crean que por esto ya no quiero trabajar o estoy pensando en retirarme. Quiero seguir trabajando, que no me olviden, porque a veces esta carrera es ingrata. Si hablan de tus logros, y muchas cosas, creen que cobras mucho, que te crees mucho y ya no quieres hacer ciertos trabajos. Yo trabajo, y estoy más que puesto para continuar haciendo películas chingonas", dijo Alcázar en entrevista. El mexicano de 58 años es reconocido como uno de los más cotizados de la Nación y ha participado en Borderland, El Crimen del Padre Amaro y La Ley de Herodes. Sin duda, aseguró, está deseoso de hacer más películas y de ser invitado a proyectos que los nuevos directores están haciendo. "Yo celebro que se haga cine en México, la situación está muy difícil, está muy compleja, y qué bueno que hay gente con iniciativa y con las ganas de llevarse su inventiva al set para seguir haciendo buenas cosas", precisó. Nacido en Michoacán y formado actoralmente en el DF, Damián Alcázar es referencia obligada para los jóvenes y ya consagrados actores de México. "Yo amo a mi País, y quiero que la gente siga viendo el cine que se hace aquí. Invito a todos los jóvenes, especialmente, a que dejen un día el cine comercial y vean material producido aquí, verán que se sorprendrán, amarán lo que los mexicanos hacemos". Damián vino a hacer actividad promocional al FICM de su nueva película, Fecha de Caducidad, que dirige Kenya Márquez.