“No quiero ser más la gorda de las películas”

E! News | Hace 7 años

 
EFE
Gabourey Sidibe decidió ponerse a dieta. La excusa es que está cansada de ser la gordita de las películas. La protagonista de "Precious", luego de ser nominada al Oscar como la Mejor Actriz, quiere lucir mejor y por eso espera con ansias bajar esos kilos de más. A pesar de su necesidad de bajar kilos, la actriz reconoce que si no fuera por su actual imagen, o sea gordita, no hubiera conseguido ser parte del elenco del film. Su madre, Alice Tan Ridley, está de acuerdo en la decisión que tomó su hija, aunque aseguró que el salto a la fama de Gabourey se debe gracias a su sobrepeso. "La verdad es que a Gabourey le gustaría perder algo de peso, pero no habría conseguido el papel de Precious si no hubiera sido así", dijo la madre. Fuente: ciudad.com