Ricky Martin presume de sus hijos trilingües

E! News | Hace 3 años

 
Ricky Martin, Matteo, Valentino

FameFlynet



¿Y cómo no hacerlo?






Ricky Martin no puede dejar de alardear de los progresos académicos que están haciendo sus adorables gemelos Matteo y Valentino, ya que mientras su famoso padre se prepara para iniciar su exitosa gira musical por toda la geografía australiana, sus dos pequeños perfeccionan en su colegio de Nueva York los dos idiomas que hablan, además de su español nativo: el inglés y el francés.

Como indica el mismo intérprete, la brillantez de sus dos hijos sigue desarrollándose al máximo a pesar de los constantes viajes en los que deben embarcarse, una situación que se debe a la afición de su progenitor a pasar todo el tiempo posible en los tres lugares más importantes de su vida.

"Vivo a caballo entre Nueva York y Puerto Rico, aunque también llevo un tiempo pasando largas temporadas en Australia. Mis hijos se vienen conmigo allá adonde vaya, pero su residencia principal está en Nueva York porque es allí donde van al colegio. Van a un colegio francés que les ayuda a aprender este idioma, hablan inglés porque vivimos en Estados Unidos y también español porque es la lengua que hablamos en casa. Eso es lo que más me gusta de Nueva York, la diversidad cultural que te ayuda a exponer a tus hijos a un ambiente tan enriquecedor", reveló el famoso cantante a la presentadora estadounidense Ellen DeGeneres.

Sin embargo, las grandes dotes comunicativas de sus pequeños también constituyen un motivo de cierta vergüenza para Ricky, ya que el talento de sus chicos le ha hecho darse cuenta de que los idiomas no son precisamente su especialidad ni la de su pareja, el empresario Carlos González Abella. Aunque ambos hablan inglés a la perfección al haber residido en países anglosajones, el extrovertido vocalista reconoce con pudor que su único lazo de unión con el francés se pone de manifiesto cuando necesita alimentarse en sus visitas al país galo.

"Yo solo sé defenderme en francés cuando tengo que comer y voy a un restaurante. Mi pareja habla español porque es de Puerto Rico, y mis padres no saben decir nada en otros idiomas. Espero que los niños hagan buenos progresos a la hora de aprender otras lenguas, porque nosotros les vamos a ser de escasa ayuda. Como nos hablen en otro idioma, vamos  a tener un pequeño problema", bromeó el artista.

Además de destacarse en el colegio, los hijos de Ricky Martin ya demostraron un gran nivel de madurez cuando tuvieron que desplazarse hasta Sídney para acompañar a su padre en una ilusionante etapa profesional. Preocupado por las dificultades que atravesarían los pequeños mientras él se familiarizaba con su labor de juez en la edición australiana de The Voice, el ídolo boricua acabó sorprendido gratamente con la autosuficiencia que desplegaron los niños tan pronto como pisaron suelo australiano.

"[Mis hijos] disfrutan al máximo de cada minuto de su nueva experiencia. De hecho, han sido capaces de construir su propia vida sin mí. Por ejemplo, me dicen: 'Papá, hoy nos vamos a ir al zoo, mañana quizá visitemos el acuario y después a la playa. Pero ahora no podemos ir a la playa porque ya tenemos nuestros planes cerrados'. Es impresionante ver cómo se han integrado en la cultura de la ciudad en pocas semanas", confesaba Ricky a la emisora de radio australiana 2Day.