La dieta de Madonna es más estricta de lo que piensas…

thetrend | Hace 3 años

 
Madonna, MET Gala

TIMOTHY A. CLARY/AFP/Getty Images








Madonna es de las mujeres más determinadas que conocemos.  La reina del pop, quien este viernes llegó a los 55 años de edad, enfoca sus actividades diarias en perfeccionar sus coreografías, su yoga y, sobre todo, su dieta. Esta última, a tal punto que se ha convertido en su filosofía de vida.

La diva lleva más de 10 años comiendo únicamente comida orgánica (frutas, vegetales, granos enteros y pescados), pero desde hace un tiempo atrás su dieta tomó un giro radical, y se focalizó en la alimentación Macrobiótica.

La dieta Macrobiótica define una manera de comer basada en el equilibrio del Yin y el Yang.  Pensando en lo dulce como parte del Yin y lo salado como Yang, este estilo de vida sugiere balancear estos dos tipos de alimentos y evitar los extremos. Según esta modo de vida, cuando se pierde este balance el cuerpo reacciona enfermándose y envejeciéndose prematuramente.

Los seguidores de este tipo de dieta consideran que es mucho más que un programa de alimentación y argumentan que es una forma de vida guiada por la integración de la salud física, psíquica y espiritual.

El café, la leche y sus derivados, junto a la carne y el azúcar están prohibidos en las comidas de la cantante.  La dieta macrobiótica está basada en prácticas orientales antiguas donde debes escuchar tu brújula interior al comer.

Se pueden comer granos enteros como arroz integral, vegetales, tofu y frijoles de varios tipos, y estos alimentos deben de constituir del 50 al 60% de la dieta. 

Además de estos pasos, Madonna toma semillas de lino a cada hora del día. Es una comida rica en Omega 3 y tiene propiedades adelgazantes.



Madonna

AKM Images / GSI Media







Para que tengan una idea, este es un plan de dieta de la diva por un día:

Desayuno. Sopa macrobiótica de vegetales (orgánicos).

Almuerzo. Comida macrobiótica japonesa: vegetales al vapor, tofu, semillas, lentejas y otros granos.

Cena. Pescado al vapor y vegetales orgánicos.

Con todos esta alimentación tan específica, no es sorpresa que la chica material pocas veces coma afuera.  "Ya no voy a restaurantes, nunca sabes lo que te pueden servir". Le encantan las recetas "Kosher", pero cada vez que come tiene supervisión de Rabbis, que revisan si la comida está o no cumpliendo las leyes judías.  Esto obedeciendo a devoción por el Kabbalah.

Madonna tiene un índice de grasa muy por debajo de lo que se considera normal. ¡Pero cómo no tenerlo, cuando se ejercita tres horas al día!
 
Su entrenamiento incluye ejercicios para tonificar los músculos, patinar para fortalecer las rodillas y piernas, bicicleta, y Ashtanga Yoga para relajarse, mejorar la flexibilidad y endurecer el cuerpo.
 
Y aunque no lo creas, ahora agregó a su rutina el ejercicio de moda para estar en forma: el Gyrotonic, que es una mezcla de danza, yoga, tai chi y natación.
 

Una fuente cercana a la cantante una vez reveló que Madonna se relaja solamente en Navidad. 

¿Difícil no? ¿Estarían dispuestos a llevar una vida así?